Míticos robots del celuloide (III)

Esta semana es la semana de vacaciones por excelencia en este país. Los que no estéis leyendo esto en la playa con un refresco en la mano, probablemente lo estaréis haciendo desde vuestra oficina desierta y sin jefes. Sea cual sea vuestra situación, aquí tenéis la tercera entrega de Míticos robots del celuloide.


Wall-e & Eva – Wall-e

No voy a negar mi admiración por Pixar. El estudio de animación estadounidense nos trajo en 2008 una historia de amor y aventuras capaz de colarse en el Top-10 de los cinéfilos más rancios y clásicos. Wall-e podría hacer cualquier cosa por impresionar a Eva, una robot enviada para encontrar cualquier signo de vida vegetal en un mundo devastado por la contaminación y los residuos. Y eso que el pobre Wall-E no es precisamente el robot que toda suegra cibernética querría como yerno, ya que trabaja de basurero terrícola y encima tiene el síndrome de Diógenes, pero el chatarrero metálico es tan adorable que no solo acaba ganándose el amor de Eva si no también el de todos los espectadores.

Centinelas – Matrix & X-Men: Días del futuro pasado

Continuamos con las parejas, pero esta vez de películas unidas por malvados robots que custodian, a su manera, el mundo que se les ha dejado. En Matrix (1999) eran los gobernantes absolutos y los cultivadores de la humanidad, a la que utilizaban como fuente de combustible, en X-Men: Días del futuro pasado (2014) son los encargados de encontrar y exterminar a todo mutante o madre de futuro mutante que pueda llegar a existir. Ya sabéis, si alguna vez veis a un trozo de metal que recibe el nombre de Centinela significa que debéis correr por vuestras vidas.

Max – Eva

Max, interpretado por Lluis Homar por el que ganó el Goya a mejor actor de reparto, es el único exponente del cine español de esta lista. La verdad es que también podría haber escogido al gato del film, pero finalmente me he decantado por este magnífico mayordomo robótico de Eva (2011) que además permite ajustar su grado de efusividad para evitar situaciones molestas o recibir un cariñoso abrazo, si es lo que necesitamos.

VGC-60L – Un amigo para Frank

Con una de esas traducciones de título que haría estremecer al mismísimo Surfer Grumpy, el robot de Robot & Frank llega para cuidar a un viejo enfermo de Alzheimer y acaba ayudando a un experimentado ladrón de guante blanco en sus robos. La cinta, por cierto, una de las imprescindibles del 2012, nos presenta al VGC-60L, que haría todo lo que fuese necesario por hacer trabajar a tu cabeza, incluso puede llegar a mentirte. Lo más espeluznante de todo es que este será, posiblemente, el futuro real del cuidado de nuestros mayores. Espero que mi VGC-60L sepa jugar al Fifa y apreciar el buen cine.

Ash – Alien

1979, Ridley Scott entra por la puerta grande en esto del Sci-Fi. Alien es el inicio de una de las franquicias más grandes y prósperas del cine, y a la vez es la madre de personajes tan conocidos como Ripley o Ash. Interpretado por Ian Holm, el Bilbo de la trilogía del Señor de los anillos, Ash es un androide con sus propios intereses en la nave, por ello puede parecernos un villano cuando no es nada más que un cuerpo metálico con una misión que cumplir. Por cierto, la tripulación nunca contó con su simpatía, más bien lo hizo con su compasión, pero en la versión castellana de la película no se acabó de acertar al traducir aquello de “You have my sympathies“.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s