Blood Bowl: NIGROMÁNTICOS , resucitamos para jugar a esto…

Nigromante

Frankworstein sonrió mientras terminaba de coser en el Golem de carne la pierna del ultimo jugador Orco que mato su equipo en el último partido.

Se acercó a las bobinas cargadas de electricidad y puso los cables en los tornillos que sobresalían del cuello de ese ser compuesto por los restos de jugadores de todas las razas a las que se habían enfrentado.

Pero su obra aún no estaba completa!!! le faltaba una raza por incluir en su creación: los enanos del Caos.

Pero en este encuentro lo tenía todo estudiado, la barbilla del Golem iba a ser adornada con esa gran barba rizada. Así que miró hacia el campo, se acerco a las 2 jaulas donde estaban los hombres lobos y las abrió de golpe dejando que esas pesadillas de medianoche saltaran al césped entre aullidos y espumajos!

Ahora era solo cuestión de tiempo… y eso le sobra.

Sigue leyendo

Anuncios

Blood Bowl: MORG’N THORG, Yo soy la estrella jugando a esto…

Morg'n Thorg

Jugar a este juego es su vida, no sabe hacer otra cosa, cuando no juega con su equipo ofrece sus servicios a aquellos que estén dispuestos a pagar su precio.

Pero no te confundas, no lo hace ni por la fama ni por el dinero… Lo hace por que el Blood Bowl lo necesita y sus fans mas!!!

Sigue leyendo

Blood Bowl: MINOTAURO, Muuuu, muu, mutilar…

Minotauro

Las puertas del banquillo del Caos, se abrieron de un golpe resonando en el campo de juego como un cañonazo y el silencio se hizo en el estadio.

Tras unos minutos sin que nadie saliera, una mancha negra surgió de la oscuridad del portón arrollando todo lo que estaba delante.

Sus movimientos eran impulsivos y sin sentido, se movía buscando algo a lo que cornear mientras sus ojos trataban de enfocar algún objetivo.

Y entonces enfoco la vista, delante suyo, el equipo de Goblins con su equipación roja…

“Vamoz a ponernoz trajez rojoz, azi correremoz maz” dijo el Capitán del equipo…
y si corrieron mas, pero delante del Minotauro del Caos

Sigue leyendo

Blood Bowl: TROLL, tu ponlo ahí que algo hara…

Troll

Allí estaba, rodeado de otros pieles verdes, buscando algo que hacer y encima suyo, un goblin gritándole improperios en algo que parecía una oreja.

Miró a ambos lados, buscando ese sonido molesto, mientras se chocaba con todos los jugadores de la fila y los derribaba sin contemplaciones, fueran de su equipo o no.

El goblin reiteró y chillo de nuevo, esta vez mas fuerte y estridente, cometiendo el error de dejarle claro al Troll donde se encontraba.

En ese momento, el Troll sin entender lo que el goblin trataba de decirle, lanzó la zarpa hacia su chepa y atrapó al insensato, lo acercó a su boca y se lo tragó.

El público al ver esto, entro en cólera y empezó a lanzar sillas y armas contra el campo del juego, era el tercer goblin con la pelota que se comía en lo que iva de partido…

Sigue leyendo

Blood Bowl : NORDICOS, entramos en calor con esto…

Nórdico

El sonido ensordecedor del cuerno de Mamut indico el inicio del partido y los nórdicos saltaron al campo como si se tratara de una batalla.

Las barbas trenzadas de los jugadores, se teñían de blanco por la nieve que caía, pero aun así, hacia rato que no sentían el frio en la piel por la cerveza y la rabia acumulada.

Worfan, era un veterano en esto del Blood Bowl, mas de 100 partidos jugados y solo 9 lesiones, ninguna tan grave como incapacitarlo, estaba acostumbrado a recibir golpes y lo mas importante, los devolvía todos por 2.

Aquel partido, era como todos los demás, pero Worfan, de repente, miro mas allá de las nubes preguntándose por que se tornaban rojizas y borrosas.

El placaje lo hizo como siempre, pero el golpe fue tan fuerte que cuando se fue al banquillo, la sensación no era la normal, un sonido persistente apareció en su cráneo y sus piernas no respondían como quería.

Nada que no arregle una pinta de cerveza pensó, pero al poner los labios sobre ella, un frio como nunca sintió antes lo empezó a abrazar de manera inquietante…

El entrenador del equipo Nomuerto, lo miraba mientras que sus ojos desprendían un fulgor verdoso.

Lo ultimo que vio Worfan al cerrar los ojos para siempre fue una media sonrisa de ese nigromante.

Sigue leyendo